† Vampires †
¿Todavía no estas registrado?

Instinto de libertad (la historia de un lobo encadenado) (primer capitulo)

Ir abajo

Instinto de libertad (la historia de un lobo encadenado) (primer capitulo)

Mensaje  uanrak el Dom Jun 17, 2012 8:50 pm

Sentí otra vez el potente calambre procedente de ese objeto que tenia en el cuello; y la sonrisa perversa de mi amo, con el artilugio en mano, que cada vez que lo hacia girar me provocaba dolor “A ver si aprendes de una vez a no asustar a mi hijo maldita bestia” dijo él. Giró ese artefacto que tenía en la mano más. Como un relámpago entro en mi cuerpo, haciéndome estremecer de dolor y cayendo al suelo mientras soltaba ahogados aullidos. Solo había gruñido, por los insaciables estirones a mi pelaje de ese cachorro humano. Mi amo cogió a su cría y, poniéndose de espaldas a mí, le dijo cariñosamente “¿Te ha hecho pupa ese animal?”. Sabía perfectamente que no le iba a atacar.

No entendía porque me había revelado. Si hacia lo que querían tampoco se estaba tan mal, me sacaban de vez en cuando por su luminosa mansión; me daban comida; y, con una cadena enganchada a ese artilugio eléctrico de mi cuello, me sacaban a pasear. También tenía un recinto algo grande aunque oscuro donde dormir. Incluso me dejaba rondar por su casa o me acariciaba, aunque eso muy de vez en cuando. Lo único que tenia que hacer era hacerle caso y ser bueno.

Pero me encontraba triste y vacío. No podía entender porque me sentía así, si ellos me daban una vida tranquilla. Encontraba que mi vida carecía de sentido, que era ridícula. Vivía tranquilo, pero con un extraño sentimiento de tristeza y melancolía en mi interior ¿Porque me encontraba así? No lo entendía. Me sentía diferente. Sus tres perros, vivía mas o menos igual que yo, pero ellos eran felices y yo no, Me sentía un pesimista, que lo hacia para sentirme diferente a ellos, especial. Pero un día entendí el porqué de todo.

Estaba enterado, relajado, mientras sentía la suave mano de mi amo acariciándome el lomo. Él se levanto, me tiro de la cadena y me ordeno con voz arrogante aunque algo dulce “¡Venga! Ya es hora de que te vayas a dormir”. Asentí.
Ya estaba en mi habitación, compuesta de tres paredes y unes barras de hierro. Pero era diferente, el pequeño muro que se veía desde donde yo estaba tenía la Puerta abierta y podía ver todo el bosque que se me había negado pisar. Un recuerdo negado entro en mi mente, de cuando era joven, antes que me atraparan. Ya me había olvidado, después de tanto tiempo. Solo con el pensamiento que tenia que estar aquí, cuando tenía la oportunidad de estar en el bosque, donde podría actuar por voluntad propia, que no seria reprimida, me erizaba los pelos del lomo. Aullé de pura rabia. Mordí desesperado los barrotes con la esperanza de que se torciesen. Golpeaba con tanta fuerza los barrotes que pensaba que mi cráneo se iba a partir en algún momento. Me daba igual. Prefería morir a vivir manipulado por esos sucios humanos. Pero duro poco mi rabia, me desmayé.
avatar
uanrak
Ancillae
Ancillae

Masculino Perro
Mensajes : 71
Fecha de inscripción : 02/05/2012
Edad : 24
Localización : detras de ti!!!!!

Pergamino Vampirico
Vampiro Sabio Vampiro Sabio: Relatos sobre locura, caos y muerte

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.